Glucosa para corregir la hipoglucemia diabética

Las tabletas de glucosa existen para tratar la hipoglucemia diabética de entre 45 - 69 mg/dL, y únicamente cuando la persona que tiene diabetes mellitus (DM) esté consciente y capaz de masticar y tragar las mismas.  Una parte de la glucosa se absorbe en la mucosa oral en aproximadamente 3 segundos.

Hipoglucemia está definida como un "nivel de glucosa en la sangre inferior al normal."  La hipoglucemia diabética es indicación de un nivel glucémico inferior al normal (menos de 70 mg/dL), causada por la presencia en el cuerpo de un exceso innecesario de insulina, inyectada o producida en el propio cuerpo.

Los que tienen DM2 pueden tener hipoglucemia diabética por un exceso de insulina endógena (es decir, producida en el propio páncreas), debido al uso de las drogas antihiperglucemiantes que se llaman "sulfonilureas" (gliburida, glipizida y glimépirida) y las que se llaman "meglitinidas" o "glínidas" (repaglinida y nateglinida).

La glucosa es un azúcar simple o monosacárido.  "Monosacárido" quiere decir que la molécula contiene una sola forma simple de azúcar.  Hay varias formas de azúcar (por ejemplo, sacarosa o sucrosa, lactosa, fructosa, maltodextrina), pero ninguna de éstas contiene más de 50% de glucosa.  Sólo la glucosa es pura glucosa.

La glucosa es la única forma o tipo de azúcar que hace falta en la hipoglucemia diabética.  Las otras formas de azúcar sólo contienen un másimo de 50% de glucosa.

Es ilógico y contraproducente, pero bien común, tratar la hipoglucemia diabética que resulta del automanejo inapropiado o inexperto de la insulina con formas de azúcar que sólo contienen el 50% de glucosa.

Ventajas de la glucosa para revertir la hipoglucemia diabética

La hipoGLUCemia indica una insuficiencia de GLUCosa en la sangre.  Por lo tanto, es lógico tratar la hipoglucemia con tabletas de GLUCosa para normalizar el nivel de glucosa en la sangre.Sólo el 50% de los otros carbohidratos (todos los almidones y azúcares son hidratos de carbono) consiste en glucosa.

Al emplear las otras formas de azúcar para corregir la hipoglucemia, será necesario ingerir una DOBLE cantidad de aquellos carbohidratos para que el cuerpo lentamente disponga de la misma cantidad de glucosa que las tabletas de glucosa porporcionan inmediatamente, siendo ellas 100% glucosa. 

Así, utilizando las otras formas de azúcar duplica tanto la cantidad necesaria para resolver la hipoglucemia como el tiempo requerido para reestablecer la glucosa sanguínea al rango normal de 71 - 99 mg/dL.

Las calorías "extra" que contienen los otros hidratos de carbono contribuyen a la subida de peso corporal.  Lógicamente, la pura glucosa es el tratamiento recomendado para corregir la insuficiencia de glucosa en la sangre de la persona que vive con DM.

Cálculo y medición del efecto de tabletas de glucosa sobre la glucemia

Las tabletas de pura glucosa permiten la administración de una cantidad precisa, calculada y replicable de carbohidrato. Esto asegura una respuesta a la hipoglucemia más predecible y adecuada que la de otras fuentes de hidratos de carbono disponibles y comúnmente utilizadas (tales como el refresco azucarado, jugo de fruta, golosinas, chocolate).

A diferencia del chocolate, que contiene grandes cantidades de grasa vegetal que tienden a lentificar la absorción de la mínima glucosa presente y de los muchos carbohidratos (sucrosa u otras azúcares o alcoholes de azúcar) presentes en el chocolate endulzado, las tabletas de glucosa proporcionan una acción hiperglucemiante controlable, casi inmediata y eficaz.

Todos estos productos frecuentemente preferidos no son óptimos para normalizar la hipoglucemia diabética, porque contienen otros azúcares como la sucrosa, el azúcar de la mesa que es una forma de carbohidrato que no aporta suficiente glucosa pura para la hipoglucemia.

Cada tableta de glucosa tiene 4 gramos de glucosa, el carbohidrato simple de más rápido efecto contra la hipoglucemia. El cuerpo utiliza glucosa para proporcionar energía. No utiliza sucrosa, lactosa, o otras formas de azúcar para energía sin primero dividir o degradarlas para poder acceder a la glucosa (alrededor del 50% de su contenido) contenida en esos azúcares disacáridos (es decir, compuestos de dos o más azúcares diferentes). Esta division no es inmediata.

Cada gramo de glucosa subirá la glucosa sanguínea de un adulto o adolescente no obeso aproximadamente 5 mg/dL. La glucosa es carbohidrato.  Por consiguiente y aunque más lentamente, cada gramo de carbohidrato también subirá la GS aproximadamente 5 mg/dL.

A comparación, la elevación de glucosa en sangre de los niños de 10 - 40 kilogramos de peso corporal puede ser más que el doble (aproximadamente 10 - 20 mg/dL por cada gramo de glucosa), dependiendo de su peso.

Para los adultos y adolescentes obesos, el efecto glucémico de la glucosa se reduce en aproximadamente un 50%.  En su caso, un gramo de glucosa puede aumentar la glucemia de 2 - 3 mg/dL.

Una tableta de glucosa tiene exactamente 4 gramos de glucosa.  Cada tableta incrementará el nivel de glucosa en sangre, de la mayoría de las personas adultas y adolescentes no obesas, por 20 mg/dL.  Una media tableta, es decir, 2 gramos de glucosa, elevará su nivel de glucosa sanguínea por aproximadamente 10 mg/dL.

Para tratar la hipoglucemia competentemente con tabletas de glucosa, es esencial
El valor glucémico meta seguro es de 80 a 90 mg/dL.  En la mayoría de los casos, el cálculo de los gramos necesarios para elevar la glucosa en sangre del nivel de hipoglucemia al de 80 - 90 mg/dL rinde la dosis lógica y necesaria de gramos de glucosa a masticar y tragar.

NO se deben tragar las tabletas de glucosa (enteras o parciales) sin primero masticarlas bien.

Ejemplos prácticos: El peso corporal afecta fuertemente la
óptima dosis de glucosa

Para un adulto no obeso, el tratamiento suficiente para una hipoglucemia de 40 mg/dL consiste en 2 tabletas (8 gramos de glucosa).  Al medir la glucosa en sangre 20 minutos después de ingerir la cantidad de glucosa calculada, se verá el efecto en el medidor casero de glucosa.

Si la cantidad de glucosa calculada e ingerida no eleva la glucosa sanguínea a aproximadamente 80 mg/dL, se pueden agregar los gramos de glucosa necesarios para alcanzar la meta glucémica de 80 - 90 mg/dL.

Para una niña de 45 kilogramos de peso, el tratamiento suficiente para un episodio de hipoglucemia de 50 mg/dL sería sólo 3/4 de una tableta (es decir, 3 gramos de glucosa), que debería elevar la glucosa en sangre aproximadamente 30 mg/dL...para después de 20 minutos dejarla con aproximadamente 80 mg/dL de glucosa sanguínea.

El tratamiento de una hipoglucemia de 60 mg/dL en un adulto de aproximadamente 70 kilogramos de peso sería una tableta, para dejar la glucosa en sangre en un nivel de 80 - 85 mg/dL.  Para un niño de 35 kilogramos de peso, con el mismo valor hipoglucémico, una media tableta de glucosa dejaría la glucemia en aproximadamente 80 - 90 mg/dL.

Los objetivos precisos del uso de las tabletas de glucosa para
la hipoglucemia diabética

El objetivo ideal del uso de las tabletas de glucosa para resolver rápidamente la hipoglucemia es elevar la glucosa sanguínea a aproximadamente 80 - 90 mg/dL, un nivel dentro del rango glucémico no diabético o "normal" de 71 y 99 mg/dL.  Se recomienda siempre utilizar sólo el número de gramos de glucosa necesarios para elevar la glucosa en sangre a 80 - 90 mg/dL.

NO es debido tratar la hipoglucemia diabética desmesuradamente.  Elevar la glucosa en sangre a más de 80 y menos de 100 mg/dL es lo suficiente e ideal.  Convertir la hipoglucemia, que es anormal y peligrosa, en una hiperglucemia, que es también anormal y aun más dañina, viola los principios del automanejo lógico.

La razón principal para una respuesta exagerada a la hipoglucemia diabética es que los signos y síntomas de hipoglucemia pueden persistir de 20 a 60 minutos después de la normalización (80 - 90 mg/dL) de la glucosa en sangre.

Ninguna cantidad de tabletas de glucosa ni el restablecimiento de normoglucemia resolverá inmediatamente los signos (sudoración, agitación, piel pálida, somnolencia, falta de coordinación muscular, confusión, irritabilidad, latidos cardíacos irregulares o rápidos, déficit de atención, manos temblorosas, convulsión, pérdida de consciencia) ni los síntomas (mareo, fatiga, ansiedad, hormigueo o entumecimiento de los labios, lengua o mejilla, hambre repentina).

El tratamiento adecuado y correcto consiste en resolver la hipoglucemia...NO en resolver los signos y síntomas de hipoglucemia, que con la normoglucemia y el tiempo desaparecerán por sí solos.

Los síntomas de hipoglucemia no son productos de la hipoglucemia, sino de la presencia de adrenalina que el cuerpo libera cuando empiece la hipoglucemia para acentuar y hacer notar (mediante los signos y síntomas producidos por la adrenalina) la presencia del peligro de la hipoglucemia y para animar una acción correctiva de parte de la persona afectada.

En resumen, el valor de las tabletas de glucosa para tratar la hipoglucemia diabética no severa (hipoglucemia severa es de menos de aproximadamente 50 mg/dL) consiste en la rapidez de su efecto, su disponibilidad y fácil adquisición, su sabor agradable de diferentes frutas, su portabilidad, su bajo costo, su falta de caducidad real (a pesar de la fecha de caducidad impresa sobre su frasco o tubo), y la precisión y reproducibilidad de los resultados glucémicos obtenidos con su uso.

NOTA:  Si la persona (ya sea adulta, adolescente, o niña) tiene hipoglucemia severa (menos de aproximadamente 50 mg/dL) y por lo tanto está inconsciente e incapaz de comer, beber o tragar por vía oral, y necesita ayuda de otra persona para corregir la hipoglucemia, una inyección de glucagon, en casa u hospital, es el tratamiento indicado.

¡ Nunca --por ninguna razón-- intentar poner en la boca de una persona inconsciente por hipoglucemia grave nada sólido (como las tabletas de glucosa) ni nada liquido (como el gel de glucosa, la miel, refresco azucarado o jugo de fruta) !


Se prohibe la reproducción total o parcial del diseño de esta página, sin la autorización correspondiente.  Este sitio y todas las páginas que forman parte del mismo forman una guía educativa e informativa, que no pretende sustituir el tratamiento o las indicaciones del médico.  Cualquier decisión de autotratarse con un medicamento nuevo o de cambiar de medicamento o de alterar la dosis de los medicamentos actualmente empleados deberá consultarse con el médico.  Los sitios continents.com, diabetes-safari.com, dm1dm2.com y ventajas.com, no se hacen responsables del uso de la información que en ellos aparece.  © 2007 - 2021  Dr. Stan De Loach



Dr. Stan De Loach


Especialista en Diabetes
Mellitus, tipo 1

Educador en Diabetes

52 años de experiencia acompañando
y capacitando a niños, adolescentes, adultos a normalizar sus niveles de glucosa en sangre, para así prevenir hiperglucemia, hipoglucemia y las
demás complicaciones diabéticas

Ciudad  de  México

Citas:  +52  555510 9830






¿Para quiénes es este sitio?

Definición práctica simplificada
de la diabetes mellitus

Consultas

Diccionario de la diabetes mellitus

¿Qué es la DM?

Diabetes mellitus, tipo 1

Diabetes mellitus, tipo 2

Diabetes gestacional

Alimentos y la diabetes mellitus

Hipoglucemia

Glucosa para corregir

Comprar tabletas de glucosa


Lai eioir ioie wp ppp

La adolescencia: Aprendizaje por la experiencia propia

Glucagon: Su uso para hipoglucemia severa

La mafia médica

A1c: Su valor
convertido en mg/dL

Mapa de sitio:
diabetes-safari.com

Ljj kjljlkjs jljklejlrjl